viernes, 30 de julio de 2010

Repentina ayuda. Forastero

 
…Su palmada para que yo continuara…
El forastero, con ropas negras, con sus pasos firmes, su mirada entre las tinieblas de su propio rostro algo inclinado que miraba de reojo al oscuro bosque en donde los pasos de algún gigante que al principio venían hacia mi ahora se detuvieron al estar a su altura.
… Sus pasos estancados luego de darme la marcha hacia mi casa…
Ambos se mantuvieron advirtiéndose sin cruzar sus miradas. Aquel ser de pasos gigantes, continuaba con su mirada fija en mi,… lo podía sentir…, pero él no dio ningún paso más luego que se puso a la par del forastero. Su respiración agitada y fría me hacia incrementar la velocidad…

El forastero modificó su postura a una más alzada que imponía respeto. Giró hacia el gigante y con su mano derecha acercándola a la parte media de su sombrero hizo una muy pequeña inclinación de su cabeza y sonriendo le dijo con pensamientos:

-Saludos Drogcnort. Muy extraño verte por acá.

Aquel ser gigante empezó a salir de las sombras del bosque. Dio su primer paso estrujando la tierra con su peso, seguido por el esparcir de la tierra por el movimiento de su cola y continuado por el paso de su otra pata. Su rostro se revelo ante la luz.

-Justo en buscarte estaba, pero ese suculento alimento no me caería mal. Dijo con sus pensamientos este reptil gigante al forastero.

Su piel gruesa con escamas. Rostro repleto de cicatrices, de un color crema en diversas tonalidades haciéndose verde al acercarse a su cuello para en el resto de su cuerpo tener un verde muy oscuro. Bípedo en su andar.

-Recuerda que siempre estamos al tanto de todo, en el pueblo vecino a este han instaurado un grupo de protección. Por el momento nosotros no podremos entrar ahí. No queremos perder este pueblo, por eso estoy acá. Tú eres el humano encargado de aquí, así que por eso te lo hago saber…

El reptil gigante volteó y se marcho sobre sus dos patas traseras a una velocidad impresionante.

El pueblo podría convertirse en una zona nada agradable. Pensó el forastero mientras caminaba a sus aposentos.

Fuente de Imagen
Darkraziel01 - Under the dark sky

jueves, 29 de julio de 2010

En las últimas gotas con la habitación oscura

 
Cómo se escapa el alma en la penumbra noche, asfixiado de exigencias a mi existencia, que por momentos tranquila, iba a galope. El transcurso pasado ahora dejado al recuerdo tenue que se va escurriendo por la lágrima de mis ojos sollozos. Esta melancolía de rojo sangrante empapando mis manos. Una gota, una de las últimas que se escapaba para ver el oscuro externo de la habitación gritando… ¡libertad!… para morir en unos momentos.

Cómo es que te digo que el tiempo es cumplido. Ahora existencia mía que ciñe a estar perdida, ahora…, vuela y déjame solo a la ausencia para no ver lo que paso y quien sabe, quizás, flotar en el mar de aguas tranquilas y cielo negro que me dará una nueva partida; quien sabe quizás, recuerde solo lo bueno y la amnesia del colapso no me deje su veneno inhumano que me haga escapar, huir, renunciar, soltar, abandonar o eludir lo futuro a mi nuevo traspaso…

Cómo es que me siento tranquilo a pesar de sentir que todo esta perdido, a pesar de que dejo todo mi camino para al fin quedarme dormido…

Cómo es que mis lágrimas no son por nuestro pasado juntos, ni por todos los momentos que viviéramos de tristezas o alegrías de tus comentarios y tus ataques jubilosos llenos de abrazos, ni por tus palabras que pronunciaras en nuestra soledad echados en la cama, y…

Cómo es que…  nunca más te daré ese nuestros dulces te quiero porque extrañamente, 
tu... partiste primero.
Porque extrañamente yo,… en mi desierto, no quise mantener un sendero.


domingo, 25 de julio de 2010

Esta noche tienes unos besos con sabor extraño


En una de nuestras noches de encuentro, entre uno de nuestros platicar que se van extendiendo a tantas cosas que se podrían comentar…

Esta noche tienes unos besos con sabor extraño, más no por eso te dejaría de besar…
Esta noche me dijiste -gracias, posiblemente me salvaste la vida y la de mi familia-
No acertaba el porque me lo decías y en esta noche te tuve que pedir una explicación.

Las vacunas para la famosa gripe AH1N1, hace un tiempo te sugerí de que no te la pusieras y el porque de eso.

Esta noche me dijiste que no me creíste en ese entonces
Esta noche me dijiste que al final si lo hiciste, pero…, gracias a la ayuda de un programa de Discovery.
Tu familia se iba a colocar dicha vacuna. Horas antes tu viste aquel programa que te dio el último hincapié a decirles que no se coloquen dicha vacuna y les distes tus porqués y el que más resalto fue que siempre las cosas que dices, sabes o sientes que son verdad…  Ellos accedieron a no colocarse dicha vacuna.

Días después pasaste por el hospital donde te encontraste con una amiga enfermera. Comentaron sobre el tema y ella dijo sobre una señora que fue por una gripe y casi curada se colocó la vacuna, al día siguiente ella se encontraría muy mal…

Los laboratorios, no se hacen responsables por enfermedades, efectos secundarios, ni muerte. Una de las cláusulas del contrato de compra-venta de la vacuna especifica que la gente afectada no tendrá derecho a demandarlos por daños y perjuicios

Esta noche recordamos que es mucho mejor estar con las recetas naturales y caso extremo optar por la aparente ciencia…
Esta noche me dijiste sobre tu remedio para la gripe… comer cabezas de ajos.
Esta noche, tuve que decirte sonriendo y antes de besarte que, pese a las varias veces que te lavaste los dientes con mucha pasta dental…,
…tus besos saben a ajo…

Fuente de Imagen
bIVh - Beso

sábado, 24 de julio de 2010

¡Gracias!


Gracias por vuestro tiempo
Una estima especial a cada cual por sus ideas
El aliento que dan por su sola presencia.
Gracias cantadas por el sentimiento
Sonidos celestiales de mi misma alma
Que se es entregada a ustedes.

¡Gracias!

Por tu cumple


En el universo puedes encontrar la lógica más exacta y veras que…
Nada tiene sentido… si no vez su llave…
El amor.
Y es que el universo es eso, Amor, es Dios.
El amor… tan complejo y simple como tu mirar
El amor… tan hermoso y claro como tu sonrisa
El amor… sin tiempo ni espacio como tu alegría.
Y es que…
El amor nunca tuvo ni principio ni fin…
El amor es la luz eterna, viviendo en ti
Por siempre.

Fuente de imagen
bishopBlueWaters - Heart Of The Universe

lunes, 19 de julio de 2010

Repentina ayuda


-¡Muchas gracias!- Dije con mi mano derecha en alto y mis ojos entre cerrados en tanto me despedía de la familia de mi amigo que me atendió como rey. Su casa también quedaba al margen de la ciudad y el bosque y solo tenia que rodear la ciudad para llegar a la mía.

La tarea estaba terminada, me regresaba a mi casa que se encontraba a unas 10 cuadras de distancia… Era una noche fría y fresca. Yo, pensando en lo delicioso que eran las comidas que preparaba la mamá de mi amigo y en lo rápido que terminamos la tarea por degustar sus manjares que llegaron a nuestros sentidos tentándolos a no permitir ninguna espera.

Como es que los animales se dan cuenta cuando el peligro acecha, como es que el ambiente cambia por la sola presencia de algún ser…
Un ligero cambio que noté después de algunos pasos transcurridos en el. “¿Qué paso con el hablar de los animales?” pensé, “¿Es tan tarde que coordinadamente todos se van a dormir?” prosiguieron mis pensamientos a la par que mi cuerpo sentía ese pasar del escalofrío para luego solo sentir helado todo.

El miedo preocupante me hizo recordar en poner mi aura en azul. Pasos a la distancia, pero a mi ritmo, se daban en la oscuridad del bosque. Pisadas fuertes sobre la tierra…

“Nada me va a pasar” me repetía mentalmente por varias veces mientras seguía ordenando a mi aura a colocarse en azul.

Aquellas pisadas fuertes se empezaron a acercar a mi, pero pasos nuevos se daban en paralelo a mí y con mi mismo ritmo, estos pasos nuevos no me inspiraban confianza… Gire mi rostro a ver quienes eran los que estaban alarmando mis pensamientos. El temor me tomo del corazón, mis pasos variaron su ritmo para quedarse quietos por un segundo y volver a andar por un empujón en la espalda de este que caminaba a mi costado.

-No te detengas, sigue caminando- Me dijo luego de aquella palmada en la espalda.

Mi corazón no se soltaba del temor que lo hacia palpitar con mucha fuerza. Este que hizo continuar mis pasos y que me dijo que siguiera caminando, era el forastero que me causaba tanto miedo en mis sueños. El temor no solo se degustó con mi corazón y tomo todo mi cuerpo. Temblaba y mis ojos estaban que no soportaban y querían llorar… Llorar y llorar por lo que mi vida pudiera acabar.

-Tranquilízate que nada malo va a pasar. Mantén tu camino hasta tu casa y no te detengas ni voltees- Me dijo dándome otra palmada en la espalda y él, quedándose en el camino.

Fui caminando cada vez más rápido sin llegar a correr. Los pasos gigantes se acercaron hasta cierta distancia de aquel forastero.
…Yo solo oía al silencio…

Fuente de imagen
Paranoia7 - In the night

domingo, 18 de julio de 2010

Margen de cielo


Entre mi vida y tu vida
Hay un margen de cielo que nos contempla
Entre chipas de mi dicha y tu dicha
Hay un reflejo de hielo que nos preserva
Entre mis direcciones y las tuyas
El atardecer del horizonte nos da con su calor
Estamos en una planicie nevada
El sol de oro rubí refleja al gélido en nuestros pies
Mientras optimistas avanzamos,
Sin nada más que vencer
Sin nada más que ceder
En el transcurso y su final

El atardecer del horizonte puebla en nuestro pecho
Hemos de llegar, aún todos algo lejanos
Nos acompañamos en nuestro andar.
Entre tu y yo
Una amistad que siempre perdurará.

Fuente de imagen
Gladys_Adrian - Atardecer nevado

sábado, 17 de julio de 2010

Señorita Responsabilidad


“10 cosas de las que te arrepientas” me preguntó Myself. Yo me quede pensando… me estará preguntando de hoy día o de toda mi vida… en mi silencio él empezó a decir las 10 de las que se arrepentía… ah ya, de toda la vida, me dije… Rápidamente me puse a pensar ante la inesperada pregunta.

Recuerdos que vienen y van, ese puede ser una, aquella otra,… pero… no son cosas de las que me arrepienta en hacer… no… Muchas veces saco el ímpetu para actuar y hacer lo que creo, y casi no me suelo arrepentir de ello… Los recuerdos, todos ellos eran de las cosas que no me atreví a hacer, y me sentí mal por ello, irónicamente se hacían más presentes… por dejar pasar, por dejar de arriesgar, por etc.

Dejé aquellos recuerdos y busqué los exactos por los que me arrepintiese y fui encontrando algunos, aunque no me sentía muy arrepentido por ellos, pero igual los nombré...

Pasaron los días y en uno de esos el reloj marcaba el tiempo acabado para llegar a mi destino cotidiano. En mi transcurso me detuve para tomar mi carro, y allí la vi, ella una chica de apariencia simple, de rostro blanco y pelo negro ondulado, ella delgada en su figura y dulce en su mirada. Nos quedamos viendo a los ojos… rara vez se sostiene la mirada, o bien la desvían o bien lo hago yo… Nos quedamos viendo, y entre los etc que se ponían en mi lista que me instaban a arrepentirme era... la responsabilidad, la muy maniática que está arraigada en mi. Responsabilidad que me hizo dejar de mirarte y apurarme en mi transcurso, transcurso que me hizo recordar cuantas veces esta señorita responsabilidad me hizo alejar de lo elemental por optar por lo aparente urgente…

Fuente de imagen
Nilgunkara - n_u_m_b

sábado, 10 de julio de 2010

CatástroFe

 
-Que se va hacer, se acaba el mundo- Íbamos diciendo yo y mis amigos mientras corríamos hacia la casa del anciano. Él, sentado de lo más relajado en los peldaños de su entrada, mirando al cielo con las manos en su nuca.

-¡Anciano!- Grité en su delante y continué diciendo -¡Muchos desastres están ocurriendo en todas partes!- mis amigos replicaron -¡Las catástrofes siguen y siguen….!-

-Si hay muchas, vendrán a raudales y cada vez más fuertes… CATÁSTROFES
CATASTRO DE FE. Tengan Fe.- Dijo muy tranquilo sin inmutarse, con su mirada aun fija en el cielo.

-En los momentos penosos no estén tristes ni agonicen por los que se puedan ir, o por lo que puedan sufrir; no sufran por lo perdido, que en sí nunca tuvimos nada y no se pierde nada porque lo tenemos todo,… no se aferren pequeños…- Dijo pausando por un pequeño bostezo y continuó en la misma postura y con la misma mirada al cielo.

-Estén alegres, recuerden lo vivido y recuerden que no tiene fin la vida. Recuerden lo hermosa que es la naturaleza, el aire, el sol, la tierra, el fuego y todo lo que les rodea y nuevamente les digo que nada tiene fin,… solo siguen un proceso… así que no le tengan miedo  a la muerte ni sufran por los que caen, que aún seguirán en otro lugar en otro tiempo. La meta es Dios y el mejor camino es el amor- Otra pausa con la que movía su cabeza para relajarse y prosiguió.

-Recuerden el amor a todo, que todas las partículas están unidas, todos los corazones están unidos, pero somos nosotros los que les ponemos esas barreras con nuestras creencias… Abramos nuestro corazón y nuestra mente. No olviden la alegría expresada desde sus corazones- Bajo la mirada hacia nosotros y un poco resignado, quizás por cansancio pensé,  nos dijo.

-Si se dejan llevar por el miedo, darán un paso a estar perdidos…-

Yo me sorprendí, pero mis amigos rápidamente respondieron. -¡Nosotros no tenemos miedo, somos muy valientes, nada nos asusta!- Regrese mis pensamientos a mí y dejando a la sorpresa volteé a ver como mis amigos mostraban su faceta de valientes… eso me alegró, verlos así de entusiastas… me contagié y dije con la misma efusividad.

-¡¡¡El miedo no nos ganará!!!-

Fuente de Imagen
AsBeautyDies - whimsical night

viernes, 9 de julio de 2010

Sabiduría

 
Horizonte tímido y avasallado por estos colosos de tierra albergantes de silvestre vida, tan sabía como cada día y cada espacio del cavilar universo.

Sabiduría… implacable presente en todo,
Sabiduría… dulce reconciliadora de la vida,
Sabiduría… la que en tranquilidad me abriga.

La que es pura vida, la placida Sabiduría que toca nuestras existencias en cada instante de meras conjeturas que no damos importancia por la misma seducción de su aprendiz, el conocimiento, el que va cojeando con vista en alto, tan viejo como los tiempos ajenos, pero tan perdido como los tiempos nuestros.

Acompañante Sabiduría, pese a todo… solo nos miras y nos abrigas por momentos, y aunque siempre estés presente, solo vemos tu esplendor bajo el turbio vidrio que no quitamos, nos falta mucho para poderte acoger en todo tu esplendor…
Por ti brindaré un ¡salud! Porque no hay camino acabado y pronto permanecerás reflejado en mis ojos, cuando mis instantes de ti se hallen empapados.

Fuente de Imagen
Karil - Watch the rain the window

domingo, 4 de julio de 2010

Y me dices niño, caballero y viejo


Dificultades innatas, ironía regocijante que vine a darme la bofetada. Te suspiraría si creyera en el porvenir nuestro… no me quiero adelantar….

La vida enseño a dar el todo, así no sea ese eterno que creí en los pasados lejanos pero no ajenos…
Te quiero y lo demuestro en nuestros momentos, sin duda tu también tienes lo mismo aprendido o quizás algo parecido… y me respondes…. Y en idas y vueltas vamos entregando sin trastocarnos por el arrepentimiento…

Raras veces es encontrar a alguien como tu, al menos en mi ámbito… me llevas la delantera por varios años y me das perspectivas diferentes a las que creía eran reglas para varias de las chicas con las que andaba y posiblemente vuelva a andar…

Me dices niño cuando nos vemos de vez en cuando; caballero cuando nos vemos después del tiempo maltratado y desdeñado, cuando te protejo o haces notar mis virtudes que llamas de nobleza y generosidad…; me dices viejo cuando hablamos de cosas más distantes y nos vamos a lo censurable…
...Siempre vas viendo variantes para dar a resaltar esa diferencia de edades...

Me dices niño y yo te digo “voy a vivir hasta los mil años” y te me quedas viendo en silencio, tratando de descifrar si lo digo en serio o voy en broma… De hecho que no lo sé si llegaré, pero si eh escuchado de personas que tienen alrededor de 800 años de edad, manteniéndose en pueblos difíciles de acceder y ocultos para la vista de muchos,… ¿Suena inaudito?… Nuestra sociedad nos enseñó a despreciar a las culturas antiguas, teniendo mucho que enseñar…

Te respondo señorita y me corriges –señora- y te termino diciendo –bueno, doña…

El momento en que traté de distanciarme de ti por voluntad propia…
El momento que me hacia adicto a ti…
Adicto a tus besos,
Adicto a tus bromas
Adicto a tu mirada
Me estaba volviendo adicto y sentí el peligro de las emociones… porque sé que lo nuestro no da para algo que traspase este nuestro tiempo cercano.  Pensamientos letalistas que me vinieron…

Logré alejarme sin dejar de pensarte…
Lo hice y después de varios días tranquilos.
…Escucharte y no negarme a volver a verte…
…¿Acercarse para retomar un mezquino paradigma?…
…Por ahora solo sé que aún nos encontraremos…
…Que seguiremos degustandonos a besos...

Fuente de imagen
Dim baida - Flaying

sábado, 3 de julio de 2010

Ante el forastero


La tarde seguía cayendo para que la noche diese su rutinaria entrada.
El anciano caminando por la ciudad después de haber hablado con la princesa y el caballero… Su rumbo era fijo, su cuerpo se detuvo frente a uno de los callejones oscuros y precarios, miró entre las sombras y dijo con su pasividad:

-¿Qué tienen contra la niña?

Aullante negrura, afilada desde sus entrañas hasta su salida de su garganta… Un tipo de gabardina oscura y con sombrero de un negro más implacable. Era el forastero de hace un tiempo, aquel que producía gran temor al niño, aquel que el anciano conocía desde tiempos antiguos.

-Sabes bien que las personas tienen diferentes funciones. La niña en su futuro lejano tiene mucho por hacer, en su futuro intermedio habrá de haber despertado a muchos en su camino y antes que eso, en su futuro próximo va a despertar a pequeños gigantes que andan cerca suyo… pequeños gigantes… igual que ella… que vienen con claves despiertas en su interior, pero, los que ofrecimos dar el todo por la continuidad y el séquito por el equilibrio en el universo… que no debe variar por algún brusco avance del colectivo humanos… al que vamos nublando…
Yo soy uno de los encargados de esta ciudad, la que quiere escapar de las manos… La niña no sé por qué razón esta despertando,…Decidí hacer algo… Envié a unos raptores por su cuerpo emocional, al que liberaste y vi cuando lo sacaste… pero creí que tú no me habías notado… me equivoqué… sigues con tu nivel mi viejo amigo.

El anciano con sus manos en los bolsillos, viéndole a los ojos al forastero le respondió.

-… ¿Hasta cuando seguirás apoyándolos?...
-Yo mi camino, tu el tuyo…
- jajaja, el anciano soltó unas cortas carcajadas y le respondió. – Tu… siempre sin complicaciones.
- Si y por eso no te molestaré ni a ti ni a tus conocidos, así sean peligrosos para sus fines… Saco un cigarrillo de su bolsillo y fósforos del otro, lo encendió tranquilamente y termino diciendo mientras regresaba por el oscuro callejón. – Tranquilízate, pero nunca bajes la guardia, que yo no soy todos…

El anciano le siguió con la mirada hasta perderlo entre lo inmerso de ese negro sendero, volteó sobre sus pasos y retornaba a su casa.

Pequeño puede parecer el mundo, inmensos pueden verse cada uno de las sendas, las aflicciones a las ideas exprimiéndolas hasta verlas decir que si puede ser la correcta, al final de cuentas… son solo roces de lo cierto, voces que vienen para sentirse sólidas y verdaderas…

jueves, 1 de julio de 2010

Se van quitando las cadenas

Titiriteros son aquellos que nos miran desde lejos, nos ven como entes sin fundamento, que no tenemos ni valor ni sentido, sólo el que ellos nos implican…

Por la economía o cualquier deseo nos corrompen, el poder es uno de los más locuaces de su artillería… 

Pueda sonar quisquilloso pero, hoy me agrado ver que ya la gente empieza a salir de esas presiones, que el valor de la vida y el amor por los seres queridos puede quitarte las cadenas. Y el colectivo al final deberá vencer… solo hay que dar unos cuantos pasitos.

http://www.dailymotion.com/video/xdoln6_dr-john-virapen-1-de-3_news#from=embed?start=0

Fuente de imagen:
LovesTheMuffin - The world is on your hands