domingo, 4 de julio de 2010

Y me dices niño, caballero y viejo


Dificultades innatas, ironía regocijante que vine a darme la bofetada. Te suspiraría si creyera en el porvenir nuestro… no me quiero adelantar….

La vida enseño a dar el todo, así no sea ese eterno que creí en los pasados lejanos pero no ajenos…
Te quiero y lo demuestro en nuestros momentos, sin duda tu también tienes lo mismo aprendido o quizás algo parecido… y me respondes…. Y en idas y vueltas vamos entregando sin trastocarnos por el arrepentimiento…

Raras veces es encontrar a alguien como tu, al menos en mi ámbito… me llevas la delantera por varios años y me das perspectivas diferentes a las que creía eran reglas para varias de las chicas con las que andaba y posiblemente vuelva a andar…

Me dices niño cuando nos vemos de vez en cuando; caballero cuando nos vemos después del tiempo maltratado y desdeñado, cuando te protejo o haces notar mis virtudes que llamas de nobleza y generosidad…; me dices viejo cuando hablamos de cosas más distantes y nos vamos a lo censurable…
...Siempre vas viendo variantes para dar a resaltar esa diferencia de edades...

Me dices niño y yo te digo “voy a vivir hasta los mil años” y te me quedas viendo en silencio, tratando de descifrar si lo digo en serio o voy en broma… De hecho que no lo sé si llegaré, pero si eh escuchado de personas que tienen alrededor de 800 años de edad, manteniéndose en pueblos difíciles de acceder y ocultos para la vista de muchos,… ¿Suena inaudito?… Nuestra sociedad nos enseñó a despreciar a las culturas antiguas, teniendo mucho que enseñar…

Te respondo señorita y me corriges –señora- y te termino diciendo –bueno, doña…

El momento en que traté de distanciarme de ti por voluntad propia…
El momento que me hacia adicto a ti…
Adicto a tus besos,
Adicto a tus bromas
Adicto a tu mirada
Me estaba volviendo adicto y sentí el peligro de las emociones… porque sé que lo nuestro no da para algo que traspase este nuestro tiempo cercano.  Pensamientos letalistas que me vinieron…

Logré alejarme sin dejar de pensarte…
Lo hice y después de varios días tranquilos.
…Escucharte y no negarme a volver a verte…
…¿Acercarse para retomar un mezquino paradigma?…
…Por ahora solo sé que aún nos encontraremos…
…Que seguiremos degustandonos a besos...

Fuente de imagen
Dim baida - Flaying

4 comentarios:

  1. :D Bueno... dicen por alli que dejas de vivir cuando pierdes el niño que llebas dentro...y nos volvemos viejos a medida que pasa el tiempo... y el tiempo hace a los caballeros... Me gusto mucho mucho mucho es mas me encanto!
    Yo te veo como... viejo ;)

    Te respondo señorita y me corriges –señora- y te termino diciendo –bueno, doña… jajaja que buen dialogo... :D

    Mil años... Vive aquel que aunque de cuerpo caresca sus pensamientos sigan vivos!

    ResponderEliminar
  2. Creo que todos tenemos esa mezcla de niño...adulto y viejo...que salen a flote a su antojo en nuestra personalidad...en el amor se quiere con el alma...con el corazón allí no hay edades...la vida enseña que si se ama no hay montañas que no se puedan ...subir ni mares que impidan darse un abrazo ...muy hermoso relato amigo de mi corazón ...besos

    ResponderEliminar
  3. Es bueno poder ser niño, adulto y viejo según el momento y la circunstancias. Todos llevamos un niño en nuestro interior y es interesante mantenerlo porque nos da la inocencia y esa avidez de conocimiento tan necesarios para seguir creciendo. En realidad la edad física no es tan importante, como el saber disfrutar con plenitud cada una de las etapas de nuestro existir.
    Un saludo Nogard

    ResponderEliminar
  4. Un placer leerte, acabo de descubrir tu blog gracias a Xiomara, te aseguro que me ire pasando tan amenudo como pueda, te dejomis blogs por si quieres curiosar.
    Saludos de una servidora y buen fin de semana-

    http://nikta-sueos-nikta.blogspot.com/

    http://escritosypoesias.blogspot.com/

    ResponderEliminar